Preguntas sobre maternidad en entrevista de trabajo

Afrontar una entrevista de trabajo es duro y, en la mayoría de ocasiones, también puede ser estresante en función de las preguntas que nos realicen. En el caso de las mujeres, uno de los temas clave en las entrevistas suele girar en torno a la maternidad: ¿Estoy obligada a responder a estas preguntas? ¿Son legales?

Preguntas ilegales entrevista de trabajo

Según el Estatuto de los Trabajadores, en su artículo 4, los trabajadores tienen derecho 'a no ser discriminados directa o indirectamente para el empleo, o una vez empleados, por razones de sexo, estado civil, edad dentro de los límites marcados por esta ley, origen racial o étnico, condición social, religión o convicciones, ideas políticas, orientación sexual, afiliación o no a un sindicato, así como por razón de lengua, dentro del Estado español.' Por otro lado, este tipo de preguntas también vulneran la Ley Orgánica 3/2007, de 22 de marzo, para la igualdad efectiva de mujeres y hombres. En definitiva, esto implica que si se usan las preguntas de maternidad como forma para descartar a una persona candidata, nos encontraríamos ante una irregularidad. En estos casos recomendamos consultar con un abogado laboralista para que tome las medidas oportunas ante la situación sufrida.

También hemos comentado al principio el hecho de si la persona debe responder o no a estas cuestiones. Evidentemente, no hay ninguna obligación de contestar ni a estas ni a ningún otro tipo de preguntas personales. Lo que puede hacerse en la entrevista es mostrar nuestro acuerdo al entrevistador, o si se prefiere un enfoque más neutral, decir simplemente que preferimos no responder.

¿Es obligatorio decir que estas embarazada en una entrevista de trabajo?

Muchas mujeres se enfrentan a situaciones de discriminación en el entorno laboral sobre todo cuando se encuentran embarazadas.

Si vas a presentarte a una entrevista de trabajo y te has enterado de que estas embarazada recientemente, te preguntarás si debes decirlo en la entrevista.

Si bien es cierto, que decir que te encuentras embarazada puede restar la posibilidad de que te contraten, el no decirlo puede también ser perjudicial para tu puesto de trabajo. Tu respuesta deberá depender de diferentes factores como por ejemplo cuanto tiempo llevas embarazada, si es reciente, hasta los 3 meses no se podría confirmar por completo el embarazo, por lo que por el momento puedes optar por no decirlo. En el caso de que se trate de un trabajo muy activo, es probable que necesites solicitar una baja de forma anticipada para evitar problemas durante el embarazo, entonces en este caso sería conveniente comunicarlo.

Despido por embarazo

Otra situación que desgraciadamente se produce con cierta frecuencia es el despido de una trabajadora por estar embarazada, lo cual se considera un despido nulo. Igual que en el caso anterior, si esta fuera su situación, le recordamos que puede ponerse en contacto con nuestro Despacho de Madrid para que le ayudemos. Solo tiene que pedir cita previa, por teléfono o internet, y estudiaremos su caso de forma personalizada.

INFORMACIÓN Y PRESUPUESTO ON-LINE